Tauromaquia Conquense: Tomás Sánchez Jiménez (1933-2005)

Por CHICUELITO

(Artículo publicado en «El Día Taurino» (13 al 19 octubre 2005)

Tomás y otro

El matador de toros Tomás Sánchez Jiménez nació en Cuenca el 14 de junio de 1933 y falleció en Fuengirola (Málaga), el 8 de septiembre de 2005. Junto a su hermano Jesús inició su andadura en la década de los cincuenta, en una época en la que Cuenca vivió una gran efervescencia taurina gracias a la presencia de estos dos hermanos Jesús y Tomás Sánchez Jiménez y de los hermanos Juanito y Virgilio Recuenco, con lo que hubo una gran rivalidad que tuvo su eco en la afición, que dividió sus simpatías con los Sánchez y los Recuenco. Como dato revelador cabe destacar que entre los años 1954 y 1955 se llegaron a organizar media docena de novilladas por temporada con estos toreros protagonistas y el parrillano Ángel Tomillo.

1953: PRIMER TRAJE DE LUCES EN OLIVA Y DEBUT EN CUENCA

Respecto a Tomás Sánchez Jiménez hay que resaltar que tras sus inicios en la Escuela Taurina de Vista Alegre y de su aprendizaje en Valencia, vistió por vez primera el traje de luces en Oliva, junto a su hermano Jesús en 1953. Ese mismo año, el 4 de octubre, se presentó en la plaza de Cuenca en novillada sin caballos, alternando con Jesús y Juanito Recuenco.

Tomás junto a El Curi, Dorito y Tablillas.
Tomás junto a El Curi, Dorito y Tablillas.

Era el comienzo de la gran rivalidad conquense, pues una semana después, el 12 de octubre, se celebró otra novillada con los hermanos Sánchez Jiménez, conocidos también como “Los Garrudo” por lazos familiares.

En el año 1954 la competencia taurina en Cuenca alcanzó límites insospechados, además de contar con un matador de toros tan importante como el iniestense Chicuelo II, quien por cierto no toreó como novillero en la capital de su provincia.

1954: DEBUT DE TOMÁS CON PICADORES JUNTO A SU HERMANO

El 19 de marzo de ese año 1954 Tomás Sánchez Jiménez y su hermano Jesús debutaron con picadores en la plaza de Utiel, antigua localidad conquense de la llamada Valencia castellana. Durante ese año las actuaciones y éxitos de los hermanos Sánchez Jiménez se van contabilizando en plazas tan importantes como  Palma de Mallorca, donde salen a hombros; Valencia, los días 28 de marzo y 10 de abril y el 24 de mayo en Vista Alegre, plaza que iba a marcar un tanto la vida taurina de Tomás, pues en Carabanchel fue donde tomaría la alternativa.

PRESENTACIÓN CON CABALLOS EN CUENCA

Con este bagaje artístico, los hermanos Tomás y Jesús Sánchez Jiménez se presentan con picadores en la plaza de la tierra que les vio nacer. De la calle del Agua  hasta el coso de la calle Reyes Católicos, donde aún no habían proliferado las viviendas y en cuyos cercanos terrenos había estado el campo de fútbol del Cuenca Sporting.

Los hermanos Sánchez a hombros. / Luis Pascual
Los hermanos Sánchez a hombros. / Luis Pascual

Así, el 1 de junio de 1954, fiesta de la Virgen de la Luz, Patrona de Cuenca, se celebró la tercera novillada de la temporada, y en esta ocasión se trataba de la presentación con caballos de los dos hermanos, Tomás y Jesús, cerrando la terna Francisco Rodrigo, con novillos de Lorenzo Cortés.

El ambiente taurino que se respiraba en Cuenca en aquellos años de la década de los cincuenta llevó  a crearse la Peña de los hermanos Tomás y Jesús Sánchez Jiménez,  con Paco Domínguez a la cabeza, y la Peña de los hermanos Recuenco con su sede en el Puente de la Trinidad, en casa de los herreros,  además de la Peña Chicuelo II en el Bar Torremocha y Peña del albaceteño Gómez Cabañero. Por ello, la Feria de San Julián de aquel año 1954, aunque  sólo tuvo dos festejos, fue una de las mejores en el aspecto artístico y en la respuesta del público.

A hombros en la novillada de la feria. / Luis Pascual
Tomás y Jesús. / Luis Pascual

En la novillada del día 5 de septiembre el cartel no pudo ser más atractivo para llenar la plaza: Tomás y Jesús Sánchez Jiménez y Juanito Recuenco, con Virgilio Recuenco en la cuadrilla de banderilleros. Los novillos fueron de Isabel Rosa González.

Tomás Sánchez Jiménez dio la vuelta al ruedo y fue ovacionado; Jesús cortó dos orejas y fue aplaudido y Juanito Recuenco logró tres orejas. La afición, tan dividida como entusiasmada, paseó por Cuenca a sus ídolos. Las fotografías de Luis Pascual en el libro “Imágenes de Cuenca”, recogiendo esos momentos de gloria de los toreros conquenses, paseados por Carretería en loor de multitudes, vienen a demostrar aquellos momentos de pasión taurina que vivió la afición conquense.

Feria Cuenca 1954.
Feria Cuenca 1954.

En la corrida de toros del día 6, nuestro Manuel Jiménez Chicuelo II cortó cuatro orejas, dos rabos y tres patas; Manolo Vázquez y Antonio Bienvenida dos orejas y rabo cada uno. Los aficionados llegaron a comentar, y así quedó reflejado en las páginas de “Ofensiva”, que aquella feria de 1954 fue una de las mejores de la historia taurina de Cuenca, y sobre todo por el acento conquense de los protagonistas, aquellos hombres de luces en tiempos de sombras que mantuvieron durante algunos años una afición a los toros, dividida en sus afectos, pero unida en el apoyo a la fiesta taurina en Cuenca.

Por ello, cuando en 1960 aquellas peñas tuvieron menor actividad dieron paso a la creación de la Peña Taurina Conquense, aglutinadora de todos los afectos taurinos de la ciudad y de la provincia. (La andadura de Tomás fue bastante similar a la de Jesús en su etapa novilleril, aunque luego con los años, Tomás se pasó a las filas de los hombres de plata, tras su alternativa en 1965 y Jesús tomaría la alternativa en 1971, después de  unos años retirado de los ruedos).

Tomás en el patio de caballos de Cuenca, junto a Belmonte y , de paisano. A la izquierda, Fruterito.
Tomás en el patio de caballos de Cuenca, junto a Belmonte y Ruperto , ambos de paisano. A la izquierda, Fruterito, con pelo canoso.

Desde 1955 hasta el año de su alternativa, Tomás Sánchez Jiménez sumó más de medio centenar de novilladas, pues en algunas campañas sólo pudo torear dos o tres festejos.

PRESENTACIÓN NOVILLERIL EN LAS VENTAS

Se presentó en Madrid, en la plaza de Las Ventas, el 22 de septiembre de 1957, alternando con Enrique Orive y Ruperto de los Reyes, con reses de Arcadio Albarrán. Tanto en Las Ventas como en Vista Alegre hizo el paseíllo en diversas ocasiones, acompañando a Santiago Martín “El Viti” en su presentación en Madrid el 18 de julio de 1960, junto a Antonio de Jesús y novillos de Juan José Ramos. Una de las espinas que tuvo Tomás Sánchez Jiménez era haber toreado algunos festejos más en la plaza de Cuenca en la que también tenía deseos de tomar la alternativa.

La alternativa mejicana de Tomás.
La alternativa mejicana de Tomás.

1962: ALTERNATIVA EN MÉXICO

Como tantos novilleros destacados, Tomás Sánchez Jiménez hizo las Américas e incluso intentó tomar la alternativa en Bagdad en 1962, aunque al final la proyectada corrida no llegó a celebrarse por una serie de pintorescos problemas, dignos de la más variopinta anécdota. Tomán Sánchez era un guasón y capaz de cualquier cosa. Sin embargo, el tesón de Tomás Sánchez Jiménez dio sus frutos, con una alternativa que tomó en la plaza México en ese invierno de 1962, de manos de Félix Rodríguez y en presencia del mejicano Alfredo Leal.

Alternativa en Vista Alegre.
Alternativa en Vista Alegre.

ALTERNATIVA EN VISTA ALEGRE

Ya en el declive de su carrera novilleril Tomás Sánchez tomó la alternativa en la plaza de toros de Vista Alegre, el 24 de octubre de 1965, es decir, hace cuarenta años. El padrino fue José María Aragón y el testigo Vicente Punzón, con toros de Ruiseñada y Luis Miguel González.  El de la alternativa era de Luis Miguel, con mucho sentido y peligroso. Silencio en el del doctorado y aplausos en el que cerró el festejo. Poco más de media plaza en el final de temporada.

Tomás se afincó en Fuengirola, y pasó a las filas de los toreros de plata, aunque con calidad de oro.  Como banderillero y peón de confianza actuó con diversos matadores de toros, toreando en alguna que otra ocasión en Cuenca, plaza en la que por cierto no pudo actuar como matador de toros.

Tomás brinda en su alternativa a la Peña Taurina Conquense.
Tomás brinda en su alternativa a la Peña Taurina Conquense. (José González, Ruperto, Pilar, Paco Domínguez, Fernando Priego a la derecha…)

Entre los matadores con los que toreó Tomás Sánchez Jiménez cabe destacar a Curro Romero, con quien estuvo catorce años, Serranito, Antonio Ordóñez, que siempre le llamaba a la corrida goyesca, sobre todo aquella de 1977 con motivo del hermanamiento de Ronda y Cuenca, en el Ochocientos Aniversario de la Reconquista de Cuenca, y con el matador José Mata, a quien vio morir en la plaza de toros de Villanueva de los Infantes.

En la alternativa de su hermano Jesús, en Torremolinos, el 18 de julio de 1971, formó parte de la cuadrilla, aunque Jesús fue siempre un buen torero banderillero. Quiso Tomás Sánchez estar al lado de su hermano en ese día histórico. Aquella tarde en Torremolinos, en la que se puso el cartel de no hay billetes, Jesús Sánchez Jiménez fue doctorado por Paco Ceballos en presencia de Jesús Narváez, repitiendo con Ceballos en Torremolinos en octubre de ese año.

Tomás con sus peñistas: Julián, El Curi, Ruperto, Calvo, Pilar, Castillo, Eusebio, Curro (sentado) y Fernando Priego.
Tomás con sus peñistas: Julián, El Curi, Ruperto, Calvo, Pilar, Castillo, Eusebio, Curro (sentado) y Fernando Priego.

MISA FUNERAL EN MEMORIA DE TOMÁS SÁNCHEZ EN LAS «PETRAS»

El  sábado 3 de octubre de 2005 se celebró en la iglesia del Convento de las Madres Justinianas, más conocidas por “Petras”, la misa funeral en memoria del matador de toros conquense Tomás Sánchez Jiménez. Asistieron diversos familiares, encabezados por su hermano, Jesús, también matador de toros retirado y amigos, de manera especial la familia Domínguez, de “Flores Mari Pili”, que siempre tuvo una relación especial con estos toreros conquenses, pues Paco Domínguez fue el fundador de la Peña “Sánchez Jiménez”. Su viuda Pilar, y sus hijos Eusebio y Maria Pilar le acompañaron en la misa junto al que fuera novillero en los tiempos de gran rivalidad conquense, Juanito Recuenco, así como el crítico de “El Día”, Chicuelito. La misa fue oficiada por el párroco de Santiago y San Pedro, Francisco Medina.

4 comentarios en “Tauromaquia Conquense: Tomás Sánchez Jiménez (1933-2005)

  1. Fue una gran persona, dejaldle descansar en pazzz, porque no se lo dijisteis en vida? Que, valentia la vuestra, fue gran padre, gran marido, hermano y gran hijo, valiente, gran TORERO y lo mas importante BUENA PERSONA. DEP

  2. Mako, soy la hija de Tomas Sánchez Jimenez
    Hermano de Jesús. Me llamo Paloma y me encantaría conocerte. Ese homenaje me lo oculto mi tío deliberadamente… y nunca tuve el valor de decírselo por respeto a mi padre. Fue un momento muy triste y cruel por parte de mi tío. El tema del k hablas siempre se comentó entre secretos…
    Creo que tenemos cosas en común de las que hablar

  3. Gran persona. No lo fue, abandonó a sus hijos y bien de pequeños se desentendió de ellos. Jesús Sánchez Jiménez

  4. Además de un gran maestro y apasionado del toro fue una persona increíble! Gracias por estar ahí !!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.