Pinceladas de la procesión del Corpus en Cuenca (29 mayo 1902)

En distintas ocasiones nos hemos hecho eco en la prensa y recogido en este Blog, de la festividad del Corpus Christi en Cuenca y de la procesión, sencilla en nuestra ciudad, que en esta última década ha sido fortalecida en su organización por la Junta de Cofradías de la Semana Santa, dando el brillo necesario a uno de los cortejos con mayor raigambre histórica. En el año 1991 publiqué en “Diario de Cuenca”, en la serie Páginas de mi Desván, el trabajo titulado “Un Corpus sin jueves ni Octava”, pues dos años antes, en 1989, la festividad del Corpus pasó a celebrarse del tradicional jueves al domingo infraoctavo de la Pascua, pues esta fiesta del Cuerpo de Cristo tiene lugar sesenta días después del Domingo de Resurrección. En ese reportaje incidía sobre la especial celebración en Cuenca del Corpus Christi en 1902, dado que estaba señalada para mes y medio después del hundimiento de la torre de la Catedral.

La fiesta del Corpus Christi de 1902 se celebró el jueves 29 de mayo (este año 2016 coincide precisamente en el domingo 29 de mayo), y por vez primera y única en la historia de Cuenca, la procesión no salió de la Catedral, cerrada por el hundimiento de la Torre, sino de la Plaza de la Merced.

Corpus

El trayecto fue corto, pues descendió el cortejo hasta la anteplaza y los arcos del Ayuntamiento, donde se colocó un altar, y tras dar la vuelta a la Plaza Mayor, volvió de nuevo a la Plaza de la Merced y a la iglesia mercedaria, que fue la Seo conquense durante casi cinco meses.

La Octava del Corpus se celebró el 5 de junio, con el mismo recorrido, aunque quizá con mayor brillantez al participar tres batidores de la Guardia Civil a caballo, cinco guardia y un piquete. El obispo Sangüesa portaba la Custodia bajo palio. No faltó alguna anécdota al margen de la procesión por la representación de la obra teatral “Juan José”, que había recibido censuras eclesiásticas.

Una de las características de la procesión del Corpus Christi en Cuenca ha sido la presencia en el desfile inicial de la Umbela y de la enseña de la Catedral, aunque últimamente ha dejado de salir.

Procesión de Corpus Christi hacia 1912. Foto cedida por M. A. Cobe
Procesión de Corpus Christi en Cuenca hacia 1912. Foto cedida por M. A. Cobe

En la añeja fotografía que ilustra estas líneas, realizada entre 1911 y 1916, se observa el paso de la procesión del Corpus Christi por la Plaza Mayor, llegando a la Catedral, que se encuentra con los andamios instalados en 1910, pues en septiembre de ese año comenzaron las obras de la nueva fachada catedralicia, ideada por el arquitecto Lampérez, tras derribar gran parte de la anterior. Se aprecia una caseta de obra, con tejado y todo, al lado de la Catedral, y de la puerta que se abrió en uno de los laterales, por la que se entraba a la capilla de los Apóstoles. Este documento gráfico me fue facilitado por Miguel Ángel  Cobe.

El Día, 9 de junio 1991.
El Día de Cuenca, 9 de junio de 1991.

Hasta el año 1989 la procesión se celebró en jueves (“tres jueves hay en el año / que relumbran (o relucen) más que el sol / Jueves Santo, Corpus Christi / y el Día de la Ascensión”, y en 1980, por ejemplo, la procesión desfiló bajo un esplendoroso palio bordado en oro, encontrado días antes, y por parte del Ayuntamiento desfilaba el concejal más joven con el Pendón del Rey Alfonso VIII, que durante muchos años se llevaba en esta procesión del día del Señor. (El titular de esta página publicada en 1991 en «El Día de Cuenca» se refiere a la supresión de la procesión del Corpus en jueves en 1989, además de la Octava).

El recorrido de la procesión, variado durante los últimos años, que ahora tiene un tramo muy apropiado desde la Catedral hasta la parroquia de la Virgen de la Luz, con altares adornados y montados por distintas hermandades nazarenas (Bautismo, Esperanza, Cristo de la Luz, Santa Cena y Archicofradía de Paz y Caridad), abriendo el desfile los guiones y estandartes de las Hermandades de Semana Santa y de otras cofradías de la ciudad, así como de la Banda de Música en el cierre del cortejo, durante todos los años.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.